Cómo redactar circulares informativas

por | 24 septiembre, 2019

En muchos ámbitos jurídicos y económicos se hace necesario redactar con frecuencia circulares informativas. Todos tenemos más o menos en mente qué es una circular o un comunicado, pero a la hora de ponernos a redactarlo se nos hace más difícil saber qué estructura darle y cómo organizar su contenido.

Si te has encontrado con la tarea de tener que redactar circulares informativas y no sabes por dónde empezar, no te agobies, es una labor fácil, pero hay que conocer su procedimiento. Una vez tengamos memorizada la estructura se nos quedará para siempre y haremos este trabajo mucho más rápido. Actualmente estas circulares informativas pueden enviarse vía correo ordinario, mail o en una newsletter.

7 puntos que deben incluir tus circulares informativas

En primer lugar has de saber que una circular informativa es una breve información que hace referencia a una novedad, opinión o aclaración y que por lo general solo ocupa una cara. Eso sí, debe tener una estructura diferenciada de tal manera que la información más importante quede resaltada al principio, así como la institución o empresa desde la que se envía y otros datos de interés para el lector:

1.- Titular

Las circulares informativas deben llevar un título que resuma sobre qué versa el contenido de las mismas. Normalmente, este título se escribe en mayúscula o en letras de mayor tamaño para que se diferencie del resto de cuerpo de la noticia. También podemos ponerlo en un color diferente.

2.- Data y lugar

Inmediatamente debajo del título hemos de incluir la fecha en la que se escribió la comunicación, así como el lugar de redacción. En los escritos económicos y jurídicos suele ser de gran importancia para el lector.

3.- Entradilla o copete

Éste es el primer párrafo de las circulares informativas que también suele redactarse en negrita o en cursiva para distinguirlo del resto, pues ofrece un resumen algo más detallado que el título, sobre los contenidos más importantes del comunicado. Debería responder a las cinco preguntas básicas de quién hace qué, cuándo, dónde y por qué. Con este párrafo, los destinatarios ya deberían saber el tema del que se les va a hablar.

4.- Introducción

Son generalmente unos dos o tres párrafos explicativos del tema del que se está hablando. Se suelen indicar datos que sirvan para argumentar la información de la que tratamos y la situación actual en la que nos encontramos.

5.- Desarrollo

Los siguientes párrafos deben centrarse en la reflexión que la empresa o institución hace sobre el tema. Para ello ha debido realizar un análisis previo y también aportar datos para argumentar de ese modo determinado.

6.- Conclusión

Aunque se trata de circulares informativas, esta tercera parte está dirigida a hacer reflexionar a los lectores a tener algún tipo de opinión o a realizar alguna acción determinada en consecuencia con la información recibida.

7.- Despedida

Las circulares informativas también incluyen un cierre o despedida, que puede tener la firma personal del abogado o la persona que la redactó o el nombre de la institución. En algunas ocasiones se añade una vía de contacto.

Si tu firma manda circulares informativas o escritos concretos que debes cuidar porque se trata de documentos importantes para tus clientes, en MCPS te ofrecemos las herramientas online y offline más adecuadas para despachos profesionales. Podrás ahorrar tiempo y mecanizar tus escritos más comunes sin perder su calidad y personalización. Contamos con más de 20 años de experiencia en marketing y comunicación para abogados y con nuestras soluciones conseguirás fidelizar a tus clientes, atraer a nuevos contactos, conseguir buen posicionamiento en buscadores y diferenciar tu despacho de la competencia porque estarás aportando un contenido de valor.

QUIZÁ TE INTERESE

Porque utilizar Whatsapp para empresas o Whatsapp Business

Confíesalo, tú también estás “enganchado/a” al whatsapp. Esta herramienta de mensajería instantánea -considerado por muchos expertos en marketing como otra red social más- ha revolucionado la manera que tenemos de comunicarnos. Y no solo a nivel personal, también...

Errores en redes sociales corporativas

¿Quién no ha oído alguna historia de un empleado que sube una foto a Facebook demasiado subida de tono o irrespetuosa y lo echan? Los ejemplos de despidos por un mal uso de las redes sociales personales salpican prácticamente cada mes las noticias y los debates

Clientes para toda la vida

Fidelidad. Eso es lo que buscamos todas las empresas y profesionales: tener clientes fieles, clientes para toda la vida.